El daño que causa los productos industriales y los rayos de sol

Comparte la noticia:

Si como consumidor informado y consciente, te tomas tiempo para leer las etiquetas de los productos que compras podrás ir comprobando algunos de los ingredientes que se incluyen en muchas de las fórmulas de los cosméticos industriales son, o pueden llegar a ser, nocivos para la salud.

La piel es la gran barrera que ejerce la función de protección contra los agentes externos como el sol, el viento, la polución ambiental o microorganismos.

Pero la piel absorbe las cremas, los aceites, las lociones y demás productos y los químicos que contienen, y si son tóxicos pueden llegar a dañarnos.

La industria cosmética tiende a usar este tipo de ingredientes porque les sale mucho más barato realizar sus fórmulas con ingredientes industriales que naturales. Vamos a exponer algunos ejemplos para ilustrar esta gran diferencia entre los cosméticos naturales y los industriales.

Cosméticos naturales en lugar de cosméticos industriales

Los cosméticos naturales van a incluir aceites vegetales en sus cremas y lociones, sin embargo, los industriales incluyen la parafina líquida que proviene del petróleo, y lo incluyen en todo tipo de cosméticos incluidas las cremas de sol para bebés.

Efectos nocivos:

– Taponamiento de los poros de la piel, con lo que impide que la piel respire,

– Desecamiento y aceleración del desarrollo de arrugas.

– Se absorbe y con el tiempo se va acumulando en el hígado, así como en los riñones y los ganglios linfáticos.

En el 2012 el grupo EWG o Grupo de Trabajo Ambiental hizo un estudio de los efectos de este tipo de cremas solares en la salud, siendo sus resultados concluyentes:

– Exclusivamente un 25 % de cremas solares protegen del sol sin incluir sustancias tóxicas en su composición química.

– Algunos de estos ingredientes de las cremas solares son los que alteran el ADN, y se activan sus efectos al tomar el sol.

– Las cremas industriales utilizan ciertos elementos químicos como el Palmitato de Retinol (41 % de cremas solares), la Oxibenzona (56 % de cremas solares) y otros componentes que aumentan el riesgo de sufrir cáncer de piel.

La alternativa de la crema solar ecologica

Analizando este tipo de productos, que incluso son frecuentemente utilizados en bebés y niños pequeños para prevenir el daño que los rayos solares producen sobre su delicada piel, la crema solar ecológica evita incluir ingredientes o filtros químicos en sus fórmulas.

Son cremas que protegen del sol mediante filtros minerales que no ponen en riesgo la salud. Protegen tanto de los rayos UVA como de los UVB, ya que ambos, en exceso, son perjudiciales.

Por supuesto, estas cremas no contienen parabenos que se usan habitualmente como conservantes químicos.

Son cremas resistentes al agua y existen las formuladas especialmente para bebés, niños o deportistas por lo que ofertan una gama amplia para toda la familia.

Pero también se proponen las cremas para después del sol ecológicas formuladas con ingredientes naturales, calmantes y refrescantes.

Resumiendo lo expuesto, usando el sentido común, se deben aplicar cremas que no incorporen sustancias químicas tóxicas, porque tomar el sol para obtener sus beneficios es bueno para la salud, por ejemplo, para producir vitamina D pero, sin poner en riesgo tu salud ni la de tu familia.