¿Te cambia demasiado el humor? Descubre cómo controlarlo

El número de depresiones que afecta a las personas es innumerable, aunque sin duda una de las más comunes y que más trastoca nuestra mentalidad es la depresión estacional. Un tipo de depresión que tal como su propio nombre indica surge principalmente cuando se produce un cambio de estación, especialmente cuando se cambia del verano al invierno.

La razón es clara y está estrechamente ligada a la falta de luz, y es que mucha gente no es consciente de los innumerables trastornos que puede provocar la ausencia de luz a una persona. De hecho, diferentes estudios han demostrado que la falta de luz provoca síntomas de deficiencia entre un 10% y un 20% de la población mundial.

Y es que aunque la depresión estacional no es demasiado grave siempre que se trate debidamente, suele traer con ella problemas de insomnio, una importante falta de iniciativa, desilusión y desmotivación, cambios en los estados de ánimo, dificultades para la concentración, etc.

La luz puede ser tu mejor aliada

Ante los constantes estudios e investigaciones realizadas en relación a la depresión estacional, los científicos han demostrado que la luz se puede convertir en tu mejor aliada. De hecho, se ha comprobado que recibir un tratamiento lumínico por la mañana es realmente beneficioso para combatir los síntomas de la depresión. De modo que la luz a primera hora del día es clave, mucho más que por la tarde o por la noche.

Existen diferentes técnicas para recibir un tratamiento de luz, que varían tanto la frecuencia como la duración de dicho tratamiento. Lo que está claro es que la mayoría de estos tratamientos producen efectos realmente beneficiosos y comienzan a presentar los primeros resultados a partir de las dos semanas aproximadamente. Uno de los tratamientos más destacados es la luminoterapia.

¿Qué es la luminoterapia?

La luminoterapia se muestra como una de las mejores técnicas para combatir la depresión estacional. Consiste en un tratamiento de luz que se centra en estabilizar los procesos químicos de tu cerebro para conseguir mejorar posteriormente tu estado de ánimo. La luminoterapia ya lleva llevándose a cabo por diferentes expertos y lo cierto es que los resultados que ofrece son muy a tener en cuenta.

Se lleva a cabo a través de una lámpara de luz artificial que tendrá el principal objetivo de poner solución a aquellos problemas que puedan aparecer a raíz de la falta de luz solar, lo que te ayudará a poner fin a tus problemas y a equilibrar tus emociones.

Con la luminoterapia te encontrarás mucho mejor y te permitirá frenar aquellos trastornos depresivos que puedas tener, disfrutando de un día a día mucho más aliviado. La clave está según los especialistas en recibir dicho tratamiento durante unos 20 minutos cada mañana al principio. Más adelante, el tiempo podrá ir aumentando y llegar incluso a las dos horas de tratamiento diario.

Evidentemente la duración del tratamiento dependerá también de cada persona, ya que en función de los problemas que sufra cada uno tendrá que variar tanto en el tiempo que se someta a la luz cada día, como en la duración total del tratamiento.